viernes, marzo 09, 2007

Mi experiencia con el Transantiago

Aunque a algunos le den ganas de lincharme, no puedo decir que ha sido mala.
Antes del Transantiago me iba en alguna micro directo al trabajo y lo más común era que me fuera en colectivo hasta el metro y de ahí en metro. Me demoraba como 45 a 50 minutos cuando me iba en micro y como 35 a 40 minutos cuando me iba en colectivo. Ahora me voy en un alimentador hasta Las Rejas y ahí en un troncal expreso hasta el centro.l Ayer, con espera, cambio de micro, caminata de un par de cuadras incluida (ya que el bus expreso sólo se detiene en los paraderos principales) me demoré 47 minutos. Hoy día me demoré 55. En la vuelta ha casa he tomado un "Clon Metro", que viene mucho más desocupado que el metro y es bastante rápido.
En fin, no digo que no hayan problemas, pero al menos yo no los he tenido.

¿Será que todo está tan mal o los periodistas están mostrando sólo la peor parte como lo acostumbran a hacer?

Ojalá que el asunto decante luego.

1 comentario:

Tigre dijo...

Yo también me tardo menos en llegar a la pega que antes, porque combino con el Metro, que es más rápido... PERO el ahorro de tiempo no es tan significativo, y antes me podía ir cómodamente sentado todo el viaje. Ahora no sólo voy de pie todo el tiempo, sino que como sardina enlatada tanto adentro del vagón como en las estaciones de trasbordo. Y paso más tiempo esperando el bus alimentador que el viaje en el Metro. Y tengo que pagar más.
TransantiASCO es una porquería porque está mal implementado, no opera coordinado, y donde se ha despilfarrado plata como malo de la cabeza (no puede ser que cada paradero haya costado 18 millones).
Otro condorazo más de estos gobiernos desastrozos...